estudiante de derecho

¿Por qué estudiar Derecho?

Muchas personas que están interesadas en estudiar derecho al final optan por no hacerlo porque les parece como demasiado trabajo tener que memorizar leyes o enfrentarse a un mundo que puede sentirse como muy desafiante. Por eso, estamos nosotros aquí para decirte que, en realidad, estudiar Derecho vale la pena las dificultades a las que puedas enfrentarte y que, en realidad, no es tan abrumador como podrían querer hacértelo creer en la televisión.

Un excelente plan de estudios

Una de las grandes ventajas de estudiar derecho es que aprendes un poco de todo. Te lo prometemos, no tendrás que pasar cuatro años memorizando leyes y nada más (aunque sí tendrás que conocerlas), de hecho, obtendrás mucho conocimiento cultural e internacional que te será de mucha utilidad en tu futuro laboral, académico y personal. Aquí puedes conocer más acerca del plan de estudios para la carrera de Derecho.

Amplias oportunidades laborales

No, no solo se trata de litigar ante una corte, aunque sí, claro que es parte de tus posibilidades laborales y es un aspecto sumamente interesante y satisfactorio del Derecho. Pero también tienes horizontes más amplios, desde enfocarte en derecho internacional y trabajar en una compañía trasnacional o alguno de los organismos internacionales, hasta trabajar en una ONG ayudando a otros a defender sus derechos en masa.

Posibilidad de crecimiento continuo

Al ser una carrera tan apegada a las leyes, podría parecer que todo lo que hay que saber de derecho está escrito en piedra y no hay más que aprender. La realidad es muy distinta, en derecho, siempre hay algo nuevo que aprender y estudiar. Y, lo más importante, hay una gran cantidad de maestrías y estudios de posgrado que puedes estudiar en todo el mundo, algo sumamente emocionante, ¿verdad?

Como puedes ver, estudiar derecho es abrirte una gran cantidad de puertas que sin duda vale la pena conocer.

¿Te arrepientes de no haber elegido esta carrera? ¡Cámbiate! Aquí te contamos cómo cambiar de carrera sin mayores problemas.